Con la aparición de los servicios de streaming, que permiten a sus usuarios elegir qué desean escuchar en todo momento, el concepto de “música de radio” ha entrado lentamente en desuso.

En particular es raro, hoy en día, hallar radios en las que personas de carne y hueso se encarguen de seleccionar la música que se reproduce a cada momento. Se trata, simplemente, de listas de reproducción preprogramadas y los oyentes no tienen influencia sobre ellas.

No obstante, todavía existen los nostálgicos de los viejos programas de música de la radio tradicional. Las personas que han crecido escuchando música de esta forma, prefieren contar con un referente musical que los mantenga al tanto de los nuevos lanzamientos.

Pero no se trata únicamente de una cuestión generacional. Muchos jóvenes se adhieren a este concepto, si bien sus hábitos de consumo son distintos. Ya no sintonizan las radios FM o AM locales, sino que siguen a críticos musicales en YouTube o en otras plataformas y redes sociales, o escuchan sus podcasts semanalmente.

Elige el género que más te guste

La principal ventaja a la hora de escuchar radio en la actualidad es que, teniendo en cuenta la gran cantidad de opciones disponibles, especialmente en Internet, es posible encontrar estaciones que pasan prácticamente cualquier estilo de música. Desde el tango hasta la electrónica, existe un catálogo casi infinito de opciones al alcance de la mano.

De esta forma, cada oyente puede satisfacer sus deseos de escuchar un género específico, y descubrir también nuevos artistas, álbumes y canciones, sin hacer mucho más que una búsqueda rápida en el navegador. Alternativas como las radios con reproducción aleatoria de canciones, así como las sugerencias y las listas creadas específicamente a partir de los gustos y el historial de cada usuario, facilitan que cada persona explore nuevos horizontes musicales.